martes, 28 de julio de 2020

Steven Erikson nos explica como va a retomar la trilogía de Kharkanas

Tras terminar la impresionante decalogía de Malaz el Libro de los Caídos en 2011, Steven Erikson se lanzó inmediatamente a la escritura de una trilogía precuela de su saga. Con Kharkanas el canadiense nos iba a narrar la tragedia de la destrucción del reino ancestral de Kurald Galain, y cabe señalar que los inicios parecían prometedores porque Erikson fue capaz de publicar sus dos primeras novelas en 2012 y 2016. Sin embargo, la respuesta desigual de los lectores y las pobres ventas de la nueva saga hicieron que el autor canadiense se planteara escribir una trilogía secuela de Malaz mucho más cercana en estilo y tratamiento a su decalogía (que debería iniciar su publicación en 2021 con The God is Not Willing, como os contaba hace poco).
¿Cómo se enfrenta un autor de cierto renombre a las críticas y la pérdida de lectores? Pues eso es algo de lo que Erikson nos habla en primera persona en el nuevo ensayo que acaba de publicar en su cuenta de facebook. En él nos explica los sinsabores a los que se ha enfrentado cuando su obra no es recibida por los lectores de forma favorable y no se vende tan bien como se esperaba. 
Pero por suerte para los seguidores del universo malazano esto no es algo que haya desanimado definitivamente a Erikson, y en su nuevo ensayo también nos confiesa que está listo para empezar a teclear con la absoluta libertad de escribir lo que quiere y como quiere. Y con un promesa clara y firme: concluir la trilogía de Kharkanas con Walk in Shadow, su volumen final que espera que llegue a las librerías en 2022 o principios de 2023.
Os dejo la traducción de este interesante ensayo sobre el reto de escribir.



Bueno, acabo de escribir un ensayo. Es un ensayo beligerante, creo. O no. Algunos lo tomarán de esa manera. Da una sensación de cascarrabias. ¿Debería disculparme por ello? Tal vez.
Lo escribí con el único propósito de animarme a escribir Walk in Shadow.
Aquí va:


El dilema del tiempo.
por Steven Erikson

"Pero eso fue hace mucho tiempo y no importa cuánto lo intente
los años pasan como una presa arrasada"

John Prine
Angel from Montgomery


Forge of Darkness se publicó en 2012. Fall of Light, el segundo libro de la trilogía de Kharkanas, salió en 2016. Si todo va según lo planeado, el libro final, Walk in Shadow, se completará este año y se lanzará en 2022 o principios de 2023. Asumiendo, por supuesto, que el mundo no sea un montón de cenizas para entonces.
Cuando me puse a escribir Forge of Darkness fue justo después de completar la décima y última novela de Malaz el Libro de los Caídos. Quería romper con el estilo que había usado en la serie de diez libros; más concretamente, quería desafiarme a mí mismo. Donde el Libro de los Caídos tenía un alcance extenso, una visión panorámica, la trilogía de Kharkanas se enfocaría hacia adentro. Hay escalas en la tragedia y el entretenimiento, y sentí que necesitaba tomar un nuevo camino.
Existen muchas maneras de prepararse antes de escribir la primera palabra de una novela o saga. Prepararse para el Libro de los Caídos fue relativamente fácil: años de juego en ese mundo, de dirigir y participar en campañas allí, sentaron las bases para el mundo de Malaz. Esas sesiones de juego y las interminables discusiones entre Esslemont y yo establecieron firmemente el tono y la atmósfera que infundirían nuestras narrativas. Todo fue bastante sencillo.

Para la trilogía de Kharkanas, descargué y leí todos los trabajos de Shakespeare: obras de teatro y sonetos. Estaba reflexionando sobre el estilo narrativo, la noción de la oración como si fuera presenciada en un escenario, y con eso, la necesidad de una cadencia particular (lo que terminé llamando cláusulas de 'aliento') en el patrón de oración, así como la declamación (algo raramente visto en la narrativa moderna, pero con raíces que se remontan a la tragedia griega, y probablemente aún más atrás hasta la actuación sacerdotal).
Estas cosas se filtraron en mi mente no solo por el desafío que presentaban, sino también por el aspecto meta que pensé que necesitaba para esta trilogía. Estaba retrocediendo en el tiempo dentro del universo de Malaz. Recorriendo el camino de vuelta. Así que sentí que necesitaba adaptar el lenguaje, para reforzar esa brecha temporal, pero con suerte no de una manera que hiciera pensar al lector que estos libros habían sido escritos en la década de 1920 o incluso antes (como La Serpiente Uróboros o Gormenghast).
Así que era un buen equilibrio el que estaba tratando de lograr, y hasta el día de hoy no tengo una respuesta sobre si tuve éxito o no. Solo por las cifras de ventas, la información es grave. Forge of Darkness se vendió bien, pero Fall of Light tuvo una caída marcada, suficiente para quitarme por completo el viento de las velas, lo que tuvo como consecuencia una larga brecha en la escritura de esta trilogía.
Sería bueno imaginar que el escritor es inmune a tales influencias externas. Lamentablemente, ese no es el caso. No solo la presión que podría venir de los editores, que a menudo se caracteriza por un silencio ominoso (en lugar de ansiosos correos electrónicos que preguntan: "¿cuándo estará listo el próximo?"). Los editoriales viven y mueren por las ventas, después de todo. No son organizaciones benéficas.
En retrospectiva, uno podría tomar un enfoque analítico y examinar el desfase en el número de lectores de Malaz para la saga de diez libros, que no solo es considerable sino que continúa hasta el día de hoy, y concluir que Forge of Darkness vino demasiado rápido tras el Libro de los Caídos. También se podría reflexionar sobre la noción de fatiga de Malaz, con el primer libro de una nueva trilogía que llega en el momento en que los lectores oportunos necesitan un buen y merecido descanso.
O, podría concluir que la jodí, mucho. Que Forge of Darkness simplemente es una mierda y Fall of Light una mierda mayor. Que, de hecho, el estilo en el que me sumergí está mal considerado, o que lo ejecuté incorrectamente, sin el talento y la capacidad para llevarlo a cabo de la manera que quería.
No hace falta decir que he pasado años reflexionando sobre estas preguntas. En mi opinión, la trilogía de Kharkanas es un envase discreto. En estilo y encuadre, se siente más como un poema épico que una saga de novelas. También parece algo que solo será de interés crítico una vez que yo esté seis pies bajo el suelo debajo de una lápida maltratada (y tened en cuenta que no especifico qué tipo de interés crítico, que podría ser desde el fracaso colosal de Erikson hasta la obra maestra inadvertida de Erikson o, más probablemente, el gruñido indiferente que se produce en algún lugar intermedio entre los dos extremos, al cual me he acostumbrado últimamente, después de la respuesta tibia a Rejoice, A Knife to the Heart).
'Los años pasan como una presa arrasada...' Llega un momento en que uno comienza a sentir una irrelevancia creciente, como un trozo de madera arrastrada por la corriente que baja desde la montaña, montando esa salvaje y espumosa corriente de éxito, solo para engancharse entre rocas inamovibles. La corriente se precipita y todo lo que puedes hacer es mirar. Sí, suena extraño, pero en ese atasco, mirar se convierte en una especie de tranquilidad y, a menudo, me encuentro atesorándola. Veo esa extraña competitividad entre los autores más jóvenes del género, la bravuconería a menudo demasiado evidente, y con todo eso, esta extraña desconexión donde cada 'inspiración' retrocede de regreso hacia Tolkien, como si no existiera nada de valor desde entonces (salvo que se le pregunte a ese nuevo y flamante autor sobre las influencias, por supuesto). Y no puedo evitar contrastar eso con la forma en que Esslemont y yo respondíamos a las preguntas sobre la inspiración, cuando éramos felices de citar autores vivos (y aún lo somos) que son, pero nunca fueron vistos, como competidores. Y me quedo con este pensamiento: si esta nueva y candente generación de autores de fantasía no se molestaron en leer ninguna fantasía posterior a Tolkien (lo más probable es que vieran las películas), o la descartaron como basura, bueno... ¿qué demonios? ¿Realmente es tan importante construirse una isla propia, plantar en ella la bandera de la originalidad absoluta y, a partir de entonces, disfrutar del engaño de disimular la singularidad?
Dadme un respiro. Y no, no daré nombres.
Pero hay un tipo de libertad que viene con la irrelevancia creciente. Walk in Shadow aparecerá en las librerías con poca fanfarria. Los editores no esperarán mucho del libro. Edición limitada de tapa dura (si es que se hace) y rápidamente agregada al canon de 'otros libros de Erikson'. Y para los sesenta y tres seguidores a quienes realmente les gusta esta trilogía (broma), tengo esta noticia, por si sirve de algo: escribiré Walk in Shadow expresamente para vosotros.
He establecido el estilo y tengo que mantenerlo. Además, y sé que esto es perverso, pero me encantó ese estilo, me encantó la cadencia, me encantó la declamación. Y aunque rara vez vuelvo y leo lo que he escrito, tengo que hacerlo con estos libros, simplemente para recordar lo que pasó. Y al hacerlo, me encuentro visceralmente intimidado, y me pregunto si soy lo suficientemente bueno en estos días como para hacer lo que hice en ese momento (y dejadme señalar, acepto completamente que lo que siento que es 'bueno' es solo para mis estándares, y esos estándares están claramente fuera de sincronía con casi todos los demás). Que así sea.
En un aparte divertido, diré que uno de mis editores (no, no tú, Simon), después de haber leído The God is Not Willing se entusiasmó porque 'regresé a la forma'. Bueno, gracias por el cumplido, amigo, y como eso implica los seguidores del Libro de los Caídos compartirán (con suerte) su evaluación. Ya veremos.
Pero ahora Walk in Shadow está en el plato, con los cujbiertos ordenados y a momentos de estar en mis sudorosas manos. Anticipo una comida de borrachera, sin restricciones, devorada (¿o se vomita?) en casi soledad. Y como el orador en la esquina de la calle con nadie como audiencia, puedo decir lo que me plazca, de cualquier manera que me plazca.
Y cuando finalmente haya terminado, la sangre goteará a través de las tablas deformadas y manchadas de la mesa. Si queda alguien para verlo.

"Si los sueños fueran relámpagos, los truenos serían deseos
esta vieja casa se habría incendiado hace mucho tiempo "

Saludos
SE





ACTUALIZACIÓN 29 de julio. Viendo la acogida que ha tenido entre los seguidores de Malaz su sincero ensayo, Erikson se ha pasado por facebook para dejar un agradecimiento a todos los lectores que han comentado para darle su apoyo. ¡Somos tus 63!

"Sobre mi ensayo más reciente. Gracias a los sesenta y tres por vuestras palabras de aliento. Apenas aprobé matemáticas en la escuela secundaria, pero claramente retuve lo suficiente para manejarme en el mundo moderno. No hace falta decir que dedicaré Walk in Shadow a los Sesenta y Tres."




7 comentarios:

  1. Es curioso cómo cambia la percepción del éxito dependiendo de a qué lado del cristal te sientes. Un Erikson modesto, crítico y quizá algo inseguro (¿y quién no lo es en el fondo) abriéndose en canal a sus lectores. Muy buen artículo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, da que pensar, y como pueden influir los elementos externos en la escritura. Pero por mirar lo positivo me quedo en que sigue firme en sus convicciones, y eso de que va escribir "lo que quiera y como quiera" me parece lo que todos sus seguidores esperamos.
      Un abrazo Alberto

      Eliminar
  2. Gracias por la traducción. Excelente texto.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por todos tus trabajos de traducción, me parece brutal. Para mí seria muy difícil enterarme de estas cosa; yo sé de unos y ceros jajaja
    A ver si con suerte nos traducen esto al español... Aunque si N ha triunfado mucho en inglés... Pffff enfin, veremos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por pasarte ;)
      Yo quiero ser optimista, y si la saga principal se vende bien en español (y parece que no va mal, Los jardines está ya en su quinta edición) espero que anime a las editoriales a apostar por más traducciones de Erikson. Dedos cruzados.

      Eliminar
  4. Pues sii, eso espero, que doblan por los mastines este agotado en toda España y estreno reeditando también es muy buen síntoma, pues quien llega hasta ese punto llega hasta el final. :)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...