jueves, 13 de febrero de 2014

Ranking: las muertes más crueles de Canción de Hielo y Fuego



Estrenamos hoy una nueva sección en EL CABALLERO DEL ÁRBOL SONRIENTE con la intención de darle salida a una de las máximas pasiones del ser humano: hacer listas numeradas. Cualquier cosa que existe puede ser clasificada y ordenada en un ranking, así que en cada entrada de este tipo seleccionaremos diez personajes, sucesos o elementos relacionados con el mundo de alguna saga de la literatura fantástica.
Y para empezar con buen pie la sección recurriremos al maestro de la fantasía moderna, George R. R. Martin, y su especialidad: las muertes crueles. No en vano uno de los elementos más destacables de su saga Canción de Hielo y Fuego es la repetida regularidad con que sus personajes (tanto principales como secundarios) encuentran la muerte, eso sí de las formas más variopintas y cada vez más rebuscadas.
En cada uno de los cinco libros de la saga publicados hasta la fecha Martin se ha complacido en hacernos sufrir a lectores y personajes por igual. Bueno, quizá los personajes de esta lista hayan sufrido bastante más que nosotros, eso hay que reconocerlo. Así que aquí va nuestro particular ranking de las muertes más crueles de Canción (evidentemente la lista contiene spoilers de la saga hasta Danza de dragones).

LAS 10 MUERTES MÁS CRUELES (por cortesía de George Martin):

10-Horonno, triarca de Volantis. En el mundo de Canción no se andan con chiquitas a la hora de acabar con los tiranos. Una prueba de ello es el triarca Horonno, uno de los tres mandatarios que regían los destinos de la ciudad de Volantis. Según explica Haldon Mediomaestre Horonno fue “un héroe volantino del Siglo de Sangre. Lo reeligieron triarca año tras año durante cuarenta años, hasta que se cansó de asambleas y se declaró triarca de por vida. A los volantinos no les hizo gracia y lo condenaron a muerte: lo ataron a dos elefantes, que lo partieron por la mitad”. Además, de propina, todas sus estatuas que adornaban la ciudad fueron decapitadas. Pero es posible que a lo que quedó de Horonno eso ya no le importara mucho.

9- Tywin Lannister. Mano del Rey en dos ocasiones, estratega consumado, maestro a la hora de proteger a su casa y vencedor absoluto de la Guerra de los Cinco Reyes. Sus innegables habilidades para salir victorioso no le sirvieron de nada al señor de Roca Casterly a la hora de enfrentarse a la muerte en manos de Tyrion Lannister. Y es que, visto con cierta perspectiva, no fue su mejor idea despreciar constantemente a su hijo enano, acusarlo de la muerte de su madre, impedirle convertirse en su heredero legal, prohibirle estar con la mujer que amaba y finalmente, encarcelarlo y condenarlo por regicida. Dicho así parece casi inevitable que uno acabara con una ballesta en las manos y el otro con varios virotes clavados en su cuerpo. Lo verdaderamente inesperado es que todo esto ocurriera mientras Lord Tywin hacía aguas mayores.


8- Beric Dondarrion. Con Lord Beric, señor de Refuionegro, tenemos muertes donde elegir. No en vano el líder de los bandidos de la Hermandad Sin Estandartes ha perecido hasta un total de seis veces para luego volver a la vida gracias al poder de R´hllor: empalado en una lanza por Ser Gregor Clegane, con el cráneo aplastado por una maza por Ser Burton Crakehall, colgado por Ser Amory Lorch, apuñalado en el ojo por (otra vez) Gregor Clegane, asesinado por un arquero de la Compañía Audaz, asesinado por Sandor Clegane en un juicio por combate (“Es la segunda vez que me mata un Clegane, deberían haber aprendido la lección”).  Finalmente el tantas veces renacido “señor del relámpago” entregó su vida para resucitar a Lady Catelyn cuando encuentran su cuerpo días después de la Boda Roja.

7-Quentyn Martell. Si eres un chico con apariencia bastante normalita, serio y con poco don de gentes ¿de qué forma puedes conquistar a una reina guerrera? Si estáis pensando en robarle uno de sus dragones, mejor dejadlo a tiempo. Quentyn Martell no lo hizo, y así acabó el pobre. El hijo del señor de Dorne viajó hasta Meereen para conseguir la mano de Daenerys y ayudarla a recuperar el Trono de Hierro, pero la reina de ojos violetas ya había dado su palabra de casarse con Hizdahr zo Loraq así que le recomendó al joven dorniense que volviera a su tierra.
Sin embargo, temeroso de volver con las manos vacías y decepcionar a su padre el joven Quentyn decidió hacerse con uno de los dragones de Dany. La idea suena suicida, pero la realidad fue mucho peor. Convencido de que ya que tiene sangre de dragón en sus venas podrá domar al menos uno de los dragones entra en el pozo donde ambos están encerrados. Sin embargo, cuando trata de domar a Viserion, le da la espalda a Rhaegal. Muy tarde se da cuenta de su error, justo en el mismo momento en que Rhaegal le ataca con fuegodragón. Cubierto de terribles quemaduras, casi descarnado y ciego, el joven Martell agonizó durante tres días antes de morir.

6-Aegon y Rhaenys Targaryen. En Canción no hay piedad ni para los más jóvenes. La prueba de ello son los hijos de Rhaegar Targaryen, el príncipe de Rocadragón. Después de la batalla del Tridente, los Lannister al fin decidieron apoyar al bando venceder y saquearon Desembarco del Rey. Las órdenes de Lord Tywin a sus tropas fueron claras: encontrar a cualquier Targaryen que quedara con vida y matarlo para que no hubiera dudas de su fidelidad a la causa de Robert Baratheon.
Rhaenys, de solo cuatro años de edad, se escondió bajo la cama de su padre sólo vestida con su ropa de cama. Pero eso no le sirvió para nada cuando fue arrastrada fuera de su refugio y apuñalada decenas de veces hasta morir por Ser Amory Lorch.
Aegon era bastante más joven, un pequeño bebe de pecho, pero su asesino Ser Gregor Clegane (alias la Montaña) no tuvo ningún tipo de reparo en cumplir con sus órdenes. Entró en la habitación del bebe y estampó su cabeza contra una pared. Con las manos todavía llena de restos de cerebro el brutal Clegane aún tuvo tiempo para violar y asesinar a la madre de los bebes, Elia Martell.
(No sirve de eximente que más adelante descubramos que Aegon sigue vivo porque Varys cambió al pequeño príncipe por otro recién nacido, porque aun así Gregor mató sin ningún tipo de remordimiento a un bebe de pocos meses).

5-Gregor Clegane. Después de haber asesinado a diestro y siniestro durante los tres primeros libros de la saga a la Montaña que Cabalga también le llegó el turno para disfrutar del dolor en su propio cuerpo. En Tormenta de espadas se enfrenta en duelo con Oberyn Martell y a pesar de vencer en el último momento a su oponente, se lleva de recuerdo una fea herida lanza… nada peligrosa si no hubiera sido porque la Víbora Roja acostumbraba poner veneno en sus armas.
A partir de entonces la Montaña agoniza lentamente entre terribles dolores debido a que los maestres son incapaces de averiguar cuál es el veneno que utilizó Oberyn. “La carne se le pudre y las heridas rezuman pus –le había dicho Pycelle al Consejo-. Ni siquiera los gusanos quieren acercarse a tal inmundicia. Sufre convulsiones tan violentas que lo he tenido que amordazar para que no se arranque la lengua de un mordisco. He cortado tanto tejido como he podido, y he tratado la podredumbre con vino hirviendo y moho de pan, pero no ha servido de nada. Las venas del brazo se le están volviendo negras. Cuando lo sangré, todas las sanguijuelas murieron.”
Por orden de la reina Cersei, Qyburn trata de curarlo sin éxito. “Las venas se le han puesto negras de la cabeza a los pies, sus orines están llenos de pus y el veneno le ha abierto en el costado un agujero tan grande como mi puño. Si queréis que sea sincero, me maravilla que siga con vida”, le comenta el antiguo maestre. Así que no es de extrañar que poco después nos digan que la Montaña falleció en medio de tan terribles dolores, y su cabeza sea enviada a Dorne.

4-Vargo Hoat. El líder de los mercenarios de la Compañía Audaz (también conocidos con los Titiriteros Sangrientos) es otro de los grandes carniceros de Poniente: responsable de la muerte de miles de campesinos inocentes luchando para ambos bandos (Lannister y Stark), deja tullido a Jaime Lannister y trata de violar a Brienne de Tarth, esto último sin mucho éxito ya que la mujer le arranca la oreja de un muerdo. Más adelante, cuando Ser Gregor Clegane toma Harrenhal, encuentra a Vargo sentado a solas en la Sala de las Cien Chimeneas, medio enloquecido de dolor y fiebre por la herida en su oreja, que se le ha infectado de forma terrible.
La Montaña, sacando lo mejor de sí mismo, lo tortura, cortándole una a una las extremidades y dándoselas de comer. También alimenta a los otros prisioneros de Harrenhal con la carne de Vargo. Finalmente, cuando Clegane es llamado de Desembarco del Rey para ser el campeón de la reina Cersei Lannister en un juicio por combate, remata a Vargo antes de abandonar el castillo.

3-Brandon y Rickard Stark. El padre y el hermano mayor de Lord Eddard tuvieron un final de lo más cruel, como no podía ser de otra manera para cualquier víctima del Rey Loco. Después de que Brandon y sus espadas juramentadas acudieran a Desembarco del Rey pidiendo justicia por la desaparición de Lyanna Stark (a la que todos consideraron raptada por el hijo del rey, Rhaegar), el rey Aerys II los arrestó y los acusó de conspirar para asesinar a Rhaegar. Sus padres fueron llamados a la corte para responder por los cargos de sus hijos. El padre de Brandon, Rickard, pidió que la inocencia de su hijo se decidiera en un juicio por combate, presentándose él mismo como campeón. El Rey Loco eligió como campeón de la Casa Targaryen al fuego. Lord Rickard Stark fue atado y suspendido sobre una hoguera, cociéndose dentro de su armadura mientras su hijo miraba. A Brandon se le ató con una cuerda de cuero el cuello y se puso una espada justo fuera de su alcance, y se estranguló a sí mismo mientras intentaba liberarse para salvar a su padre.

2-Eddard Stark. El personaje más noble y honrado de la saga asesinado de la forma más cobarde y deshonesta posible, ejecutado públicamente como traidor. Y todo ocurre en el primer libro, cuando todos creíamos que Eddard era el protagonista de la historia y que no podía morir. Craso error. Martin rompe la baraja con esta escena y cuando la cabeza de Eddard cae decapitada todos sabemos que la historia ya no será la misma. Sí, es una muerte rápida y limpia, pero sólo por lo que representa en Canción de Hielo y Fuego se merece la plata de nuestro ranking.

1-La Boda Roja. Sin ninguna duda lo más alto de nuestro primer ranking es para el momento más traumático de toda la saga, causante de odios e insultos innumerables contra el barbado desalmado que escribe Canción de Hielo y Fuego.
Si Tormenta de espadas es el libro más grandioso de la saga es gracias a los sucesos que llevan a su fin el efímero reino independiente del Norte y ponen punto final a la heroica vida del Joven Lobo. Y todo ello ocurre en mitad de una boda que parecía un simple momento de pausa antes de que Robb Stark regresara al Norte para recuperar las tierras que le habían arrebatado las tropas de los Greyjoy. Pero de pronto todo el ambiente cargado y opresivo que reinaba en Los Gemelos estalla en una carnicería peor que la de cualquier batalla, y los banderizos del bando norteños son masacrados sin piedad por Freys y Bolton. El Joven Lobo y su madre Catelyn, dos de los personajes principales que nos había acompañado desde el comienzo de la saga, caen bajo la pluma de Martin sin que al escritor americano le tiemble el pulso. Traición, desesperación y muerte se juntan en el que se ha convertido en el momento más arquetípico de Canción de Hielo y Fuego.

7 comentarios:

  1. creí que esaría Aerion Targaryen que bebió fuego valyrio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, también es una muerte memorable... y bastante estúpida, como algunas de las del ranking :)

      Eliminar
  2. Hola. Personalmente, creo que falta la de Joffrey. Sé que era un personaje muy odiado y que su muerte en general causó alegría, pero recordemos que fue asesinado el día de su boda, y que al fin y al cabo no era más que un muchacho de 14 años. Y además morir ahogado tal y como lo hizo tuvo que ser muy desagradable.

    No es una muerte triste, como otras, pero sí que creo que es bastante cruel.

    Gran artículo, me gustó mucho. Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Las muertes más dolorosas son las de los Stark.

    ResponderEliminar
  4. ¿Oberyn? Que te den un puñetazo que te revienta la boca (literalmente), te hundan los ojos con pulgares y te exploten la cabeza con las manos creo que es muy cruel.

    ResponderEliminar
  5. Creo que a la montaña la lanza lo dejó ensartado en el suelo por lo que la herida algo peligrosa sería a parte del veneno, creo recordar eh que a lo mejor me equivoco. Buenísima lista aunque como todas las listas siempre habrá gente a la que le falten y le sobren muertes jajaja

    ResponderEliminar
  6. La muerte de Viserys también es bastante cruel, coronado por una corona de oro fundido

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...