lunes, 15 de febrero de 2016

Reseña: La noche de los muertos vivientes, de John Russo

SINOPSIS: Publicamos la novela basada en la película del mismo título, estrenada en 1968 y rodada en blanco y negro, que originó uno de los fenómenos más impactantes de la moderna cultura popular: los zombis, muertos que se levantan de sus tumbas y atacan a los vivos. Su autor, John Russo, quien escribió el guión de la película, relató magistralmente el clima de tensión que se inicia con la aparición del primer muerto viviente en un cementerio de Pensilvania, la atmósfera claustrofóbica y la sensación de catástrofe de proporciones casi cósmicas.
La película y la novela generaron en su día intensos debates en torno a la intencionalidad latente en ellas en asuntos muy espinosos para la sociedad norteamericana de la época, como el asunto racial, por lo que en este sentido resulta esclarecedor el prólogo del director de la película, George A. Romero.
En definitiva, La noche de los muertos vivientes es un clásico de terror que no puede faltar en la biblioteca de los aficionados al género.


RESEÑA: En 1968 el joven director George A. Romero se embarcaba en una producción de bajo presupuesto destinada a cambiar para siempre el cine de terror. Con la ayuda de unos cuantos amigos y poniendo el dinero de su propio bolsillo, sacaron adelante una película que creó practicamente de la nada todo un género, el de los zombis. La noche de los muertos vivientes generó una enorme controversia cuando se estrenó, debido a elementos como la violencia explícita que mostraba la película o al hecho (algo tremendamente novedoso en la década de los 60) de que su principal protagonista fuera un hombre negro.
Casi medio siglo después de su estreno multitud de películas, novelas y cómics han seguido la senda abierta por Romero, y hoy día es fácil encontrar a los zombis como protagonistas de las historias más diversas. Quizá por eso sea tan interesante poder leer la novelización de la película original que publica Hermida Editores, y que corre a cargo de John Russo, que junto con George Romero se encargó del guión de la cinta de 1968.
Como no podía ser de otra manera, la novelización es profundamente fiel a la obra de Romero pero se permite el lujo de añadir más escenas que seguramente se quedaron fuera del rodaje o del montaje final para no hacerla demasiado larga. Esto permite una mayor profundización en ciertos elementos y motivaciones que ayudan a comprender mejor el desarrollo de la historia.
¿Y cuál es esa historia? Bueno, creo que la conocemos todos bastante bien: la joven Barbara visita con su hermano el cementerio donde está enterrado su padre, cuando de repento son atacados por un cadáver revivido. La chica logra huir hasta un caserón aislado en el campo, donde se encuentra con otros 'refugiados' que tratan de hacer frente a la oleada de zombis que intentan acabar con ellos.
Sin duda la principal cualidad de la novela de Russo es que nos permite introducirnos en las cabezas de estos protagonistas, al tiempo que conocemos más sobre sus pasados y sus vidas antes del 'apocalipsis zombi'. En la película apenas hay menciones a lo que hacían o de donde vienen Barbara, Ben, Tom, Harry o Helen, pero la novela aporta un poco más de profundidad a las vidas de estos acosados supervivientes. 
Además, la novela aprovecha muy bien la diferencias existentes entre los diversos personajes y sienta otra de las bases del género: el conflicto que suele estallar entre los supervivientes a la hora de enfrentarse a la amenaza que los rodea. Y es que casi tan peligrosa como la horda de zombis es la falta de confianza entre unos personajes y otros.
John Russo cumple de forma aceptable como narrador, sin meterse en excesivos arreglos y de una forma concisa. Solo en un par de escenas (una de ellas, eso si, clave en la historia) se le puede acusar de acelerar en exceso la narración, quizá con la intención de replicar el ritmo de la película, y en realidad lo que consigue es el efecto contrario: la pérdida de la fuerza narrativa. Pero por lo demás, la novelización cumple como adaptación entretenida que nos permite recordar el clásico de 1968, reencontrándonos con todos esos elementos que tan bien conocemos de las historias protagonizadas por cadáveres revividos.
Eso si, la novela no escatima a la hora de mostrarnos la sangre y las vísceras por lo que es casi igual de violenta y brutal que la película de George Romero. Los zombis son lentos y débiles, si, pero cuando el número los beneficia son capaces de acabar con los desafortunados humanos que caen en sus garras, y entonces Russo no ahorra detalles a la hora de mostrarnos sus brutales muertes. Cadáveres mondos hasta los huesos, zombis putrefactos que sucumben bajo los golpes brutales de los protagonista y personajes cuya carne acaba entre los dientes ansiosos de los revividos muertos: en este libro hay todo lo que quiere un aficionado al género zombi.
En definitiva, la novelización de La noche de los muertos vivientes es un complemento perfecto a la película de Romero. John Russo nos permite conocer un poco mejor a los protagonistas de esta primer apocalipsis zombi, con una historia que sorprenderá poco (aunque no se haya visto la película original) debido a lo mucho que otros autores han repetido este primer esquema pero que todavía sigue siendo muy disfrutable.




VALORACIÓN 7/10

FICHA
La noche de los muertos vivientes
John Russo
Hermida Editores
192 páginas
17,90 euros

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...