viernes, 23 de enero de 2015

Brynden Ríos, Lord Cuervo de Sangre (4)

Muros Blancos (por Marc Simonetti).
En 211 DC los Siete Reinos llevaban dos años azotados por una de las peores sequías que se recordaban. Además, Dagon Greyjoy seguía saqueando con sus barcoluengos las costas del mar del Ocaso, desde el lejano Norte hasta la isla del Rejo. Por si fuera poco, el pueblo se mostraba descontento por lo que consideraban el gobierno de un hechicero, que se había hecho con el poder utilizando malas artes: Brynden Ríos, Lord Cuervo de Sangre.
En tales condiciones, fueron muchos los que miraron al otro lado del mar Angosto en busca de una alternativa. Daemon Fuegoscuro y sus hijos Aegon y Aemon habían muerto en la Batalla del Campo de Hierbarroja, pero sus cinco hijos restantes seguían viviendo en el exilio en Tyrosh. Entre los más deseosos del retorno de los Fuegoscuro estaban aquellos que había luchado por Daemon y habían perdido tierras y castillos. Según podemos leer en The World of Ice and Fire:
Lord Gormon Peake estuvo en el centro de un intento de lograr un nuevo levantamiento. Por su papel en la Primera Rebelión Fuegoscuro, Peake había sido despojado de dos de los tres castillos que su casa había poseído durante siglos. Después de la sequía y la Gran Epidemia Primaveral, Lord Gormon convenció al hijo mayor de Daemon Fuegoscuro, Daemon el Joven, para cruzar el mar Angosto y luchar por el trono.
Daemon el Joven había sido coronado en Tyrosh por Aegor Ríos 'Aceroamargo' como Daemon II, pero desde entonces nada se había hecho por instaurarlo en el Trono de Hierro. Quizá por esa razón respondió con tanto entusiasmo a la propuesta de Lord Gormon de regresar a los Siete Reinos.

Sin embargo, Daemon el Joven no contó con el apoyo de Aceroamargo (que por esa época ya había fundado la Compañía Dorada). ¿Por qué después de coronarlo rey Aceroamargo no lo acompañó en su intento de recuperar el trono? Los maestres de la Ciudadela no se ponen de acuerdo en las razones de Aegor Ríos, como leemos en The World of Ice and Fire:
Muchos afirman que Daemon el Joven y Lord Gormon no pudieron convencer a Aceroamargo de que su plan era sólido, y la verdad sea dicha, parece un argumento justo; Peake era ciego a la razón en su sed de venganza y la recuperación de sus fortalezas, y Daemon estaba convencido de que tendría éxito sin importar las probabilidades. Sin embargo, otros sugieren que Aceroamargo era un hombre duro que tenía poca habilidad para nada más allá de la guerra y desconfiaba de los sueños de Daemon y su amor por la música y las cosas bellas. Y otros aún levantan una ceja ante la estrecha relación de Daemon con el joven lord Cockshaw, y sugieren que esto habría molestado a Aegor Ríos lo suficiente para negar el joven en su ayuda.
Que Aceromargo no confiaba demasiado en el plan de Lord Gormon parece el argumento más firme. Después de todo, los partidarios de los Fuegoscuro pretendían reunirse sin llamar la atención, utilizando para ello la excusa de un torneo celebrado en Muros Blancos con motivo de una boda.
La conspiración llegó a su punto álgido en el 211 DC en el torneo de boda en Muros Blancos, el gran asentamiento que Lord Butterwell había construido cerca del Ojo de Dioses. Este era el mismo Butterwell que había sido la Mano de Daeron, hasta que el rey le había despedido a favor de Lord Hayford debido a su sospechoso fracaso al actuar contra Daemon Fuegoscuro en los primeros días de su rebelión. En Muros Blancos, con el pretexto de celebrar el matrimonio de Lord Butterwell y compitiendo en el torneo, muchos señores y caballeros se habían reunido, todos los cuales compartían su deseo de colocar a un Fuegoscuro en el trono.
Cuervo de Sangre en Muros Blancos (por M. Simonetti).
Sin embargo, la reunión de tantos antiguos seguidores de los Fuegoscuro no podía pasar desapercibida al siempre vigilante Lord Cuervo de Sangre. La Mano no olvidaba la amenaza de los Fuegoscuro, sabiendo que cinco hijos de Daemon seguían con vida. Por eso, en cuanto tuvo información sobre lo que se preparaba actúo sin dudarlo.
Si no hubiera sido por el hecho de que Cuervo de Sangre tenía informantes entre los conspiradores, Daemon el Joven podría haber lanzado una rebelión preocupante desde el corazón de las tierras de los ríos, pero incluso antes de que el torneo hubiera concluido, la Mano apareció en Muros Blancos con una gran hueste, y la Segunda Rebelión Fuegoscuro terminó antes de que realmente se pudiera decir que hubiera comenzado.
Cuervo de Sangre reunió un numeroso ejército para asegurarse de que el pretendiente Fuegoscuro no tendría ninguna opción: hombres de los Mooton de Poza de la Donccella, de los Blackwood de Árbol de los Cuervos, de los Darklyn de Valle Oscuro, así como las fuerzas de Desembarco del Rey encabezadas por tres Guardias Reales. Incluso la famosa Danelle Lothston, la Loca, llegó a la cabeza de sus tropas desde la fortaleza de Harrenhal. Brynden Ríos acudió al mando de su propia guardia de trescientos Picos de Cuervo.
Ante la visión de tan poderoso ejército, los partidarios de Daemon perdieron el ánimo y se negaron a combatir. En cambio, el joven Fuegoscuro cabalgó hasta la vanguardia del ejército real y desafió a Lord Cuervo de Sangre a un combate singular:
"Lucharé contigo, el cobarde Aerys o cualquier otro campeón que te molestes en nombrar".
Cuervo de Sangre se negó y ordenó detener a Daemon el Joven, poniendo fin a la breve Segunda Rebelión.
La detención de Daemon II (por M. Simonetti).
La Mano actuó con suma dureza contra los principales organizadores de la conspiración: Lord Gormon Peake fue inmediatamente ejecutado, y Lord Ambrose Butterwell perdió todas sus tierras y fortalezas. El resto de señores participantes en el torneo fueron obligados a entregar hijos como rehenes para asegurar su futuro buen comportamiento.
En cambio, Cuervo de Sangre le perdonó la vida a Daemon II. La Mano no actuó movido por la piedad, sino por la conveniencia política, ya que sabía que Daemon se convertiría en un rehen muy valioso para la seguridad del rey Targaryen. En la novela corta El caballero misterioso Ríos le explica las razones de su comportamiento a Ser Duncan y su escudero Egg:
-Daemon tiene cuatro hermanos y hermanas menores. ¿Debería ser yo el tonto que corte su bonita cabeza? Su madre llorará, sus amigos me maldecirán por matarreyes, y Aceroamargo coronará a su hermano Haegon. Muerto, Daemon el Joven es un héroe. Vivo es un obstáculo en el camino de su hermano. No puede haber un tercer rey Fuegoscuro mientras el segundo sigue inconvenientemente con vida. Además, como prisionero noble será una adorno en nuestra corte, y un testimonio vivo de la misericordia y la benevolencia de Su Alteza el rey Aerys.
Así pies, a partir de entonces Daemon vivió como rehen en la Fortaleza Roja y tal y como esperaba Cuervo de Sangre dejó a los Fuegoscuro sin su principal aspirante al Trono de Hierro. Esto le permitió a la Mano actuar con firmeza contra Dagon Greyjoy, devolviendo de nuevo la paz a los Siete Reinos.
Sin embargo, esta paz no duró para siempre ya que en 219 DC Daemon II el Joven fallecía en Desembarco del Rey, con lo que su hermano Haegon se convertía en el nuevo pretendiente Fuegoscuro. Y en esta ocasión, Haegon si contaría con el apoyo del temible Aceroamargo.

Quinta parte, aquí.

2 comentarios:

  1. Hola quisiera saber más de la historia de Dunk y Egg. Ojalá puedas publicar algo de eso. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Hablando de Deron II, en los cuentos me pareció muy....¿como decirlo sin sonar mal? Loras, es decir todo perfecto y suave. No sé, y luego, sus propuestas hacia Dunk ¿Sería por eso que Aceroamargo no le siguio la corriente en ir a poniente?

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...